Investigación

  • Self Refactoring
  • El objetivo del proyecto consiste en diagnosticar y aplicar automáticamente refactorings de interacción en aplicaciones web.
    En la primera etapa del proyecto nos dedicamos a encontrar automáticamente las malas prácticas o bad smells que indican la necesidad de un cambio en la interfaz de la aplicación web. Para esto, registramos la interacción de los usuarios reales para luego analizarla y buscar los síntomas que nos interesan. Una vez detectados estos síntomas buscamos una o varias propuestas para solucionar los problemas aplicando refactorings de interacción, que son pequeños cambios que se aplican sobre la interfaz, pero mantienen siempre la funcionalidad existente.
    La idea es ir más allá de las propuestas y aplicar los refactorings de manera automática, cosa que en muchos casos hemos constatado que es posible. Una tercera etapa consiste en comprobar la validez de los refactorings aplicados para determinar cuál es la mejor solución.